China no se doblega ante los Estados Unidos en la guerra comercial.
Published on 15.05.2018 10:23

Es poco probable que China satisfaga las demandas de los Estados Unidos de un acuerdo comercial bilateral.

Es poco probable que China satisfaga las solicitudes de los Estados Unidos para reducir su balanza comercial con los Estados Unidos en $ 200 mil millones para el año 2020, sin causar interrupciones significativas en la economía.

Se considera que esto no será aceptable para Pekín, ya que las medidas que serán necesarias para alcanzar el objetivo de Washington serán incompatibles con los objetivos políticos del gobierno chino.

"El gobierno chino ha hecho sus conclusiones: es poco probable que se cumplan los requisitos en las negociaciones sobre comercio y la tecnología en los EE.UU. y China".

El 4 de mayo, las conversaciones comerciales entre los EE.UU. y China terminaron en Pekín sin un progreso significativo.

Ninguno de los dos gobiernos anunció públicamente sus últimos requisitos, pero, de acuerdo con los informes de los medios de prensa, la posición de la administración de Donald Trump es claramente conocida:

“Estados Unidos exigió que China reduzca su saldo de la balanza comercial con los Estados Unidos en $ 200 mil millones hasta el año 2020”

Los especialistas deducen que el ajuste requerido de los flujos comerciales será increíblemente bueno para China. La reducción de su balanza comercial con los Estados Unidos en $ 200 mil millones lo devolverá a los niveles que se observaron por última vez a mediados de la década de los 2000, que es directamente proporcional a los flujos comerciales acumulados en los últimos 10-15 años.

El ajuste implícito en el superávit de la balanza comercial de alrededor de $ 70 mil millones por año durante el 2018-20s será significativo, principalmente debido a las menores exportaciones de China hacia los EE.UU. o mayores importaciones a China desde los Estados Unidos.

Para reducir el superávit por completo a través de menores exportaciones chinas de mercancías y servicios a los EE.UU., tendrían que caer alrededor de los 15% por año, en comparación con el 3,6% en promedio en los últimos cinco años.

Para reducir el superávit por completo a través de mayores importaciones chinas de mercancías y servicios desde los EE.UU., necesitarían crecer más de 27% por año, en comparación con 5.2% en promedio en los últimos cinco años.

Tal fluctuación significativa de los flujos comerciales entre los dos países parece alcanzable solo si las autoridades realizan cambios drásticos en las tarifas de los impuestos y los aranceles para cambiar el comportamiento actual de los negocios y los consumidores.

Desde el punto de vista de los políticos chinos, tales cambios contradirán la política industrial actual, que tiene como objetivo estimular la innovación y el valor agregado en la economía.

A medida que continúen las negociaciones, se desarrollarán las demandas de los EE.UU y China. Y la larga incertidumbre sobre la medida en que ambos países desean ver las necesidades actuales o futuras puede afectar negativamente a las inversiones y el crecimiento de la economía en ambos países.

El pronóstico anterior, no es una guía directa para las cotizaciones, sino solo una sugerencia.

Por favor, en caso de interés, sobre nuestros análisis y pronósticos, tanto técnicos como fundamentales pueden dirigirse a nuestra página de FIBO Group https://www.fibogroup.mx

 


Alfredo Suarez

Analista

El dinero te brinda Libertad. Аprende a ser Libre!
Noticia importante
Al hacer clic en "Continuar", se le redirigirá al sitio web operado por FIBO Group Holdings Limited empresa registrada en Cyprus y regulado por CySEC. Usted puede conocerse con las condiciones del “Contrato con el Cliente”, haciendo clic en el enlace. Haga clic en "Cancelar" para permanecer en esta página.