El conflicto entre la Comisión Europea y el Gobierno italiano no podrá solucionarse en corto plazo.
Published on 23.10.2018 14:49

El rating monetario retrocedió a Italia al nivel de Baa3 (desde el nivel Baa2), posición no muy positiva, la cual a pasando a una perspectiva neutral. Este retroceso tuvo dos impulsores: Un debilitamiento significativo del poder fiscal de Italia y consecuencias negativas para el crecimiento a mediano plazo debido a la ruptura de los planes estructurales de las reformas económicas y fiscales.

La orientación fiscal y monetaria planificada del gobierno italiano conducirá a una estabilización de la relación de la deuda hacia el PIB en un nivel de 130%, en lugar de una disminución en los próximos años, lo que hará que Italia sea vulnerable a choques externos. En cuanto al crecimiento, los planes del gobierno italiano podrían limitar el impacto a corto plazo del crecimiento del PIB, sin elevar los indicadores mediocres del crecimiento económico de Italia sobre una base sostenible.

El próximo viernes, el S&P publicará una actualización de la calificación soberana de Italia, que actualmente se encuentra en el nivel BBB con una perspectiva neutral. Como se esperaba, el S&P cambiará su perspectiva a negativa.

El retroceso del rating no parece haber afectado el camino del gobierno italiano para las negociaciones con la Unión Europea.

La disputa entre la Comisión de la Unión Europea y el gobierno italiano, tras la presentación del proyecto de presupuesto italiano, se está desarrollando rápidamente. El último paso fue una carta que el Comisionado Moskovichi entregó al Ministro de Hacienda, Tria, el jueves pasado, en la cual la comisión consideró que la expansión del presupuesto fue una desviación sin precedentes de los requisitos del Pacto de Estabilidad y Crecimiento y solicitó un pronóstico de crecimiento optimista. La carta exigía una respuesta, la cual llegó el lunes por la mañana.

El contenido de la carta de respuesta, de parte de Tria no justifica un gran optimismo sobre la disposición del gobierno para revisar el proyecto de presupuesto.

En una nota más conciliatoria, en esta carta, el gobierno ha comunicado que si el déficit supera los niveles planeados, intervendrá para corregir la discrepancia, reiterando que "el lugar de Italia está en Europa y en la eurozona".

Se espera que la comisión se dirija al gobierno de Italia con una solicitud para presentar el Proyecto ya revisado. Al no permitir una aceleración significativa de la presión del mercado sobre los bonos italianos, es probable que el gobierno acepte solo enmiendas limitadas y revisadas al texto actual, quizás en una dirección de la obligación de reanudar el ajuste estructural en 2020, en lugar de en 2022 como estaba planeado.

Con las inminentes elecciones europeas del año 2019, el riesgo es que el gobierno italiano mantendrá una actitud compleja hacia Europa durante los próximos meses, sin tomar la actitud al extremo. Este es un entorno que tenderá a mantener alta la volatilidad en el mercado de bonos del gobierno italiano.

 

El pronóstico anterior, no es una guía directa para las cotizaciones, sino solo una sugerencia.

Por favor, en caso de interés, sobre nuestros análisis y pronósticos, tanto técnicos como fundamentales pueden dirigirse a nuestra página de FIBO Group https://www.fibogroup.mx

 


Alfredo Suarez

Analista

El dinero te brinda Libertad. Аprende a ser Libre!
Noticia importante
Al hacer clic en "Continuar", se le redirigirá al sitio web operado por FIBO Group Holdings Limited empresa registrada en Cyprus y regulado por CySEC. Usted puede conocerse con las condiciones del “Contrato con el Cliente”, haciendo clic en el enlace. Haga clic en "Cancelar" para permanecer en esta página.